• Agua Micelar

    Limpia, desmaquilla y suaviza ojos, rostro y cuello, incluso pieles extremadamente sensibles.

    Aplicar con algodón sobre los ojos, rostro y cuello para eliminar el maquillaje y la suciedad. No necesita aclarado. Tu piel quedará limpia, nítida, suave e hidratada con una agradable sensación de confort y bienestar, no dejando inestéticos brillos sobre la piel.

  • Leche desmaquillante

    La limpieza del cutis es la base para comenzar un buen tratamiento y preparación de la piel.

    Con esta emulsión limpiadora conseguimos limpiar de forma suave y profunda la piel, eliminado cualquier resto de maquillaje e impurezas acumuladas en la piel.

    Además, con ésta emulsión conseguimos una pequeña hidratación de la piel, respetando y mejorando el equilibrio natural de la piel.